Facebook Twitter Google +1     Admin

MAS caca: La Generalitat falsificó facturas para pagar al hombre de Oriol Pujol...

CASO ITV: TOUS UTILIZÓ 3 EMPRESAS PARA COBRAR 72.000 EUROS

La Generalitat falsificó facturas para pagar al hombre de Oriol Pujol

La Generalitat falsificó facturas para pagar al hombre de Oriol Pujol

La Generalitat de Cataluña falsificó varias facturas para pagar 72.000 euros a Josep Tous, presidente de la sectorial de energía de Convergència Democràtica de Catalunya (CDC) y el hombre encargado, oficiosamente, de controlar todo el área de seguridad industrial del Gobierno, lo que incluía un nuevo mapa de las estaciones de ITV y las entidades de certificación. El alto cargo convergente facturó al erario público a través de tres sociedades, con el visto bueno del secretario general de la consejería de Empresa y Ocupación, Enric Colet, y del subdirector de Seguridad Industrial, Isidre Masalles.

Josep Tous es, según los informes incluidos en el sumario del caso ITV, el hombre de confianza que Oriol Pujol había puesto al frente de la operación para anular el último concurso de ITV que había realizado el Tripartito y diseñar un nuevo mapa de estaciones de ITV. En varios de sus informes, los investigadores subrayan que es considerado “el jefe”, que tenía línea directa con el secretario general de CDC y que controlaba totalmente el área de Seguridad Industrial, ya que el subdirector de quien dependía ya había trabajado con él y era un hombre “obediente”.

“Estoy aquí gestionando muchos millones de euros y, me cago en la puta, no sé qué cobrar”, se quejaba el 30 de septiembre de 2011 el propio Josep Tous en una conversación con Masalles. Tous le explicó que ese mismo día había tenido una reunión con Colet y éste le preguntó si cobraba por su trabajo en la sombra. “Y se lo he dicho. Soy muy miserable porque soy un tío normal. No soy Roca, que ya sabe bien esto es tanto. Digo... y aquí me estoy metiendo de mediador dentro de muchos millones de euros y, de momento, he quedado con Isidre para hacerle contratos menores de 18.000 euros y tal... digo... hombre... cóbratelo, cóbratelo, porque mirarte todo esto ya tendría que haber facturado algo, ¿no?”.

El dirigente de CDC estudia con el alto cargo de la Generalitat cómo recibir el dinero del Gobierno.

Masalles.- O hacemos un negociado o un contrato más... más...

Tous.- Pero un negociado, ¿cuánto tiempo tarda?

Masalles.- ¡Uff, madre mía! Como mínimo tres meses.

Tous.- Bueno, un negociado. ¿Y uno de éstos que no requieren concurso público hasta 50.000 euros? ¿Esto es un negociado?

Masalles.- Sí, es esto, es el negociado. Entre los 18.000 más IVA, que es un menor y estos 50.000... espera,no sé si lo digo bien... (...) 50.000 son por obra. Ahora, bueno, lo tendría que mirar, pero entonces es un negociado sin publicidad. Pero se han de hacer unos pliegos, no sé qué... bueno, tardan tres meses.

Tous.- Escucha, hagámoslo así, de 18 en 18 y vamos tirando y ya veremos.

Masalles.- Vamos tirando, sí, sí. Creo que es mejor hacerlo así de momento.

Tous.- Vamos tirando, tú. Si no ya... porque si hay tres... cuatro empresas diferentes... ya iremos haciendo, porque si no no cobraré.

Masalles.- Exacto.

Unos días más tarde, según un informe de los investigadores, ambos vuelven a hablar y concluyen que han de formalizar un primer contrato de asistencia técnica para que el hombre de Convergència pueda cobrar. El subdirector de Seguridad Industrial afirma que con eso ya pueden “tirar volando”. Y Tous le comenta a continuación que, al margen de todos los que van a hacer ha pensado que “también puede haber una asistencia técnica a Josep Tous como profesional”.

Cuatro facturas de tres empresas

Las investigaciones detallan que a primeros de noviembre ya estaba toda la operativa en marcha para que Josep Tous pudiese cobrar cuatro facturas de 18.000 euros cada una, correspondientes a otros tantos falsos contratos menores.

Un contrato menor es el que se realiza con una empresa y no tiene porqué haber concurrencia. No puede sobrepasar una cantidad determinada (en este caso,18.000 euros), pero la Administración ha de justificar su adjudicación y enviar el expediente a Intervención. Las normas aconsejan que se presenten varias ofertas. Un negociado, sin embargo, obliga a presentar diversas propuestas (como mínimo, tres) para realizar el objeto del contrato. En este caso, tanto si fuese un procedimiento como otro, la adjudicación estaba ya pactada de antemano.

Un funcionario de la subdirección, Pere G., es el que ha de contactar directamente con Tous. Pero se encontró con un problema: al poner la base imponible de 18.000 euros, no lo acepta el programa como contrato menor y entonces necesita que le volviesen a hacer otra oferta exactamente igual pero poniendo una base imponible de 17.900 euros. En el momento en que aparece el problema, Tous se encuentra de viaje en Chile y da al funcionario el teléfono de su esposa para que le solucione el problema, le modifique la propuesta y se la envíe firmada.

Según los informes de la investigación, Tous facturó sus honorarios a través de tres empresas que controlaba: Columna Consultors, Ieconsumo Observatorio del Consumo y Suplesa, “realizándose dichos contratos menores lo más rápidamente posible para que entren dentro del presupuesto de este año”. El problema era que en el mes de noviembre se cerraban los contratos menores, por lo que debían formalizarlos e iniciar la tramitación antes de la fecha prevista de cierre. Además, su intención era que los gastos entrasen dentro del presupuesto del 2011 y que el dirigente de CDC cobrase en los primeros meses del 2012.

22/10/2012 21:12 zpeconomiainsostenible Enlace permanente. sin tema

Comentarios » Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.





Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris